Los planes de Google para cuando comiencen a llegar sus primeros dispositivos fabricados por Motorola

Cuando Google se hizo con Motorola Mobility, la mayoría de nosotros especuló con que se trataba de una movida para hacerse con el enorme stock de patentes que la compañía norteamericana tenía y, que en Mountain View necesitaban para escudar a Android ante posibles demandas que llegaban desde todos los frentes, sobre todo de aquellos más perjudicados por el enorme éxito de esta plataforma móvil.

Pero además de eso, en Google tenían otros planes y, estos se comenzarán a ver en los próximos meses, cuando empiecen a llegar los primeros dispositivos fabricados por Motorola, pero ya bajo el comando de la compañía liderada por Eric Schmidt. Y habrá novedades para todos los gustos.

google motorola mobility

En principio, porque siendo Google el desarrollador de Android, se verán dispositivos con una versión prácticamente pura, sin todos esos agregados que muchos fabricantes y operadoras fueron añadiendo para diferenciarse y que, al igual que sucede con las PC o portátiles, poco nos interesan y generalmente tratamos de eliminar en cuanto podemos. BLUR, TouchWiz o como le llamen, lo cierto es que está claro que en Google quieren respaldar al máximo posible al Android puro.

Pero hay otra cuestión de fondo que interesa mucho y, es que quieren fabricar el dispositivo perfecto, es decir dejando de buscar la pantalla más grande como parece ser la tendencia actual, para fabricar uno que ronde las 4 ó 4,3 pulgadas y que ofrezca comodidad y facilidad de uso, además de ser resistente a rayaduras y a golpes. Y esto también puede ser una suerte de guía para otros fabricantes, sobre todo si con todo esto Google logra acercarse a su gran objetivo de fabricar dispositivos de $100 dólares de costo, con lo cual seguramente logren una masividad que hoy día solo Samsung tiene.

Más no es mejor y, por desgracia Android parece haber entrado en una carrera similar a la de la plataforma PC, donde se busca hardware cada vez más potente. Pero Apple con iOS ha demostrado que no tiene por que ser así, no porque sus dispositivos no tengan poder, puesto que son muy veloces, sino porque al lograr una comunión fuerte entre hardware y software se puede hacer que otros aspectos, como la experiencia de usuario, sean más importantes. Y Google, que tiene mejor que nadie la oportunidad de lograr eso con Android, parece dirigirse a ese camino.

Via PC Mag